martes, 21 de febrero de 2017

tropiezo

Tropiezo con la misma piedra.
Tropiezo con la misma piedra.
Tropiezo con la misma piedra.
Y tropiezo con la misma piedra porque soy yo la que la ha colocado estratégicamente.
Si me elevo me ancla,
si me hundo me sostiene,
si se interpone es porque no fijé el camino correctamente.
Si miro atrás huele a menta, a eucalipto calvo sin raíces,
a memoria.
si la veo delante me huele a mañana, a mares, 
y a caricia de olivo
a esperanza.
Si tropiezo es porque camino,
porque ningún dedo me tumba
porque ninguna tumba es mi sitio. 

2 comentarios:

  1. Nunca hay que dejar de caminar, lo importante es no hacerlo en círculos.

    ResponderEliminar
  2. Jamás había leído tan certeramente semejante amor al aprendizaje. Qué gusto por vivir, qué deliciosamente escrito.

    ResponderEliminar