martes, 14 de junio de 2016

MI DULCE DESATINO

Tengo en el pecho una mariposa que lame certera y cansina
marco malgrati
la ética incubada por los ancestros en trigales y cunetas 
susurrando oraciones que laceran el sueño, 
despertando la turba que habita en mi cabeza, 
facilitando la apnea de la cordura
aceptando la invisibilidad del que extraño...
Las  níveas paredes de carne que contienen mi corazón responden al temblor, 

anuncian el fin del nevero, 
la era del pecado,
la eclosión de los sentidos,
la floración de macetas, árboles y cementerios,
las endemoniadas danzas pélvicas,
el olor a vino del pasillo de tus piernas,
palabras con sabor a zarzamora,
tu pelo derramado en mi cara redonda...
Caníbal en la carne cruda de tu vientre,

loba amamantando al gemelo pérfido,
hogueras que apestan a bruja
brujas que huelen a lírios
y el frío escampando el vaho anuncia la vigilia,
la nada sostenida en las manos vacías

cien serpientes en los pies masticando las heridas.
Y sé que sólo eres un sueño, 
mi dulce desatino.

6 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Oh! qué sorpresa su visita!!! gracias por todas partes!

      Eliminar
  2. Gran poema y el video es una pasada... juntos una maravilla

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  4. Genial Ana como siempre,y sí, al final acabaremos viviendo con los animales. Personalmente con un gato negro que me espante los virus ajenos. ;)

    ResponderEliminar